El incremento que últimamente están experimentando las instalaciones de sistemas de cámaras y videocámaras con fines de vigilancia ha generado numerosas dudas en lo relativo al tratamiento de las imágenes que ello implica. Además es un sector que ofrece múltiples medios de tratar datos personales como pueden ser los circuitos cerrados de televisión, grabación por dispositivos «webcam», digitalización de imágenes o instalación de cámaras en el lugar de trabajo. Intentamos resolver algunas de estas dudas respondiendo a las preguntas que se generaron durante la elaboración del proyecto.
También podrá descargar un documento pdf donde se muestran los procesos jurídicos y normas teóricas, para la instalación de videocámaras de vigilancia tanto en el ámbito privado como público, así como los derechos que como ciudadanos podremos ejercer ante la intrusión en el ámbito privado de estos sistemas de seguridad.

¿Las imágenes tomadas por los sistemas de videovigilancia son un dato de carácter personal?

Las imágenes se consideran un dato de carácter personal, en virtud de lo establecido en el artículo 3 de la Ley Orgánica 15/1999 y el artículo 1.4 del Real Decreto 1322/1994 de 20 de junio, que considera como dato de carácter personal la información gráfica o fotográfica.

¿Que se entiende por sistema de seguridad?

A los efectos de la normativa reguladora de la seguridad privada, se entenderá por el sistema de seguridad, el conjunto de aparatos o dispositivos electrónicos contra robo e intrusión, cuya atracción sea susceptible de producir una intervención policial.

¿En que casos se puede instalar un sistema de videocámaras de seguridad?

Ambito privado. Artículo 4.2 instrucción 1/2006
Sólo se considerará admisible la instalación de cámaras o videocámaras cuando la finalidad de vigilancia no pueda obtenerse mediante otros medios que, sin exigir esfuerzos desproporcionados, resulten menos intrusivos para la intimidad de las personas y para su derecho a la protección de datos de carácter personal.

Ambito público. Artículo 6.1, 6.2, 6.3, 6.4 ley orgánica 4/1997
La utilización de videocámaras estará presidida por el principio de proporcionalidad, en su doble versión de idoneidad y de intervención mínima.(...)
La utilización de videocámaras exigirá la existencia de un razonable riesgo para la seguridad ciudadana, en el caso de las fijas, o de un peligro concreto, en el caso de las móviles.

¿Que tipo de imágenes se pueden obtener mediante los sistemas de videovigilancia?

Ambito privado. Artículo 4.3 instrucción 1/2006
Las cámaras y videocámaras instaladas en espacios privados no podrán obtener imágenes de espacios públicos salvo que resulte imprescindible para la finalidad de vigilancia que se pretende, o resulte imposible evitarlo por razón de la ubicación de aquéllas. En todo caso deberá evitarse cualquier tratamiento de datos innecesario para la finalidad perseguida.

Ambito público. Artículo 6.5 ley orgánica 4/1997
No se podrán utilizar videocámaras para tomar imágenes ni sonidos del interior de las viviendas, ni de sus vestíbulos, salvo consentimiento del titular o autorización judicial, ni de los lugares incluidos en el artículo 1 de esta Ley cuando se afecte de forma directa y grave a la intimidad de las personas, así como tampoco para grabar conversaciones de naturaleza estrictamente privada. Las imágenes y sonidos obtenidos accidentalmente en estos casos deberán ser destruidas inmediatamente, por quien tenga la responsabilidad de su custodia.

¿Se debe informar de la presencia de los sistemas de videovigilancia?

Ambito privado. Artículo 3 instrucción 1/2006
Los responsables que cuenten con sistemas de videovigilancia deberán cumplir con el deber de información previsto en el artículo 5 de La Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre.
A tal fin deberán:
a) Colocar, en las zonas videovigiladas, al menos un distintivo informativo ubicado en lugar suficientemente visible, tanto en espacios abiertos como cerrados y
b) Tener a disposición de los/las interesados/as impresos en los que se detalle la información prevista en el artículo 5.1 de la Ley Orgánica 15/1999.

Ambito público. Artículo 9.2 ley orgánica 4/1997
El público será informado de manera clara y permanente de la existencia de videocámaras fijas, sin especificar su emplazamiento, y de la autoridad responsable.

¿Se pueden tener acceso a las grabaciones efectuadas por los sistemas de videovigilancia?

Ambito privado. Artículo 5 instrucción 1/2006


Para el ejercicio de los derechos a los que se refieren los artículos 15 y siguientes de la Ley Orgánica 15/1999, de Protección de Datos de Carácter Personal.(...)
El responsable podrá facilitar el derecho de acceso mediante escrito certificado en el que, con la mayor preci- sión posible y sin afectar a derechos de terceros, se especifiquen los datos que han sido objeto de tratamiento.

Ambito público. Artículo 9.2 ley orgánica 4/1997
Toda persona interesada podrá ejercer los derechos de acceso y cancelación de las grabaciones en que razonablemente considere que figura. No obstante, el ejercicio de estos derechos podrá ser denegado por quien custodie las imágenes y sonidos, en función de los peligros que pudieran derivarse para la defensa del Estado, la seguridad pública, la protección de los derechos y libertades de terceros o las necesidades de las investigaciones que se están realizando.

 

Leyes en relación con la vigilancia por medio de videocámaras:

Ley Orgánica 1/1992, de 21 de febrero, sobre Protección de la Seguridad Ciudadana.

Ley 23/1992, de 30 de julio, de Seguridad Privada.

Ley Orgánica 4/1997, de regulación de la utilización de videocámaras por las fuerzas y cuerpos de seguridad en lugares públicos.

Reglamento de seguridad privada orden ministerial del 23 de abril de 1997.

Ley Orgánica de Protección de datos 15/1999.

Instrucción 1/2006, sobre el tratamiento de datos personales con fines de vigilancia a través de sistemas de cámaras o videocámaras.

 
cc-by-sa-2012 /